6 mitos y leyendas sobre las piscinas

Mitos y leyendas sobre las piscinas

¿Quién no ha oído alguna vez que el cloro es el mejor desinfectante o que si haces pis en una piscina se marcará un círculo rojo a tu alrededor? ¿Qué hay de verdad y que hay de leyenda en muchas de las cosas que se dicen? Hoy en Sercotel te hablamos sobre los mitos y leyendas de las piscinas, ¿quieres conocerlas?

Verdades y mentiras sobre las piscinas

1. El cloro es el mejor desinfectante para una piscina: Mentira

El cloro es uno de los desinfectantes más utilizados en las piscinas, pero no es el único ni significa que sea el mejor. También existen otros como por ejemplo el bromo, que no provoca malos olores ni irrita la piel ni los ojos.

2. El cloro pone el pelo verde y los ojos rojos: Mentira y verdad

El exceso de cloro en una piscina puede irritar los ojos, la piel y las mucosas de algunos bañistas. En cuanto al pelo verde, que siempre se ha asociado a esta sustancia, es mentira que se deba al cloro si no a la presencia de ciertas partículas de cobre procedentes de las tuberías.

3. Es malo hacer pis en una piscina: Verdad

El hecho de hacer pis en una piscina no es en sí malo para la salud del que lo hace, sino para el resto de usuarios de la misma. ¿Qué pasaría si cada persona que se baña hace lo mismo? Pues que según algunos estudios realizados en EEUU puede resultar nocivo para la salud por la insalubridad del agua.

4. Si haces pis en una piscina se marca un círculo a tu alrededor: Mentira

No existe ningún sistema que delate a un bañista mientras hace pis en una piscina. Se trata de una leyenda urbana cuya finalidad es evitar que se realice esta práctica antihigiénica, sobre todo en las piscinas públicas.

5. Hay que esperar 2 horas para hacer la digestión antes de bañarse: Mentira

¿Cuántas veces has oído que hay que esperar dos horas antes de meterse en el agua después de comer? Pues lo cierto es que según la Organización Mundial de la Salud ninguno de los ahogamientos que se producen en el mundo están causados por cortes de digestión.
En realidad lo que se puede producir tras haber ingerido comida es un choque térmico, es decir que cuando alguien se mete en agua fría de forma rápida después de comer puede tener mareos, náuseas o incluso perder el conocimiento, por lo que si está dentro del agua se puede hundir y como consecuencia, si nadie lo ve, ahogar. Eso sí, es recomendable no bañarse en agua fría justo después de comer, pero ni mucho menos esperar dos horas. Después de un tiempo prudencial puedes meterte poco a poco.

6. Los sumideros de las piscinas pueden succionarte: Verdad

En condiciones normales, y sobre todo si tienen la tapa correctamente puesta, los sumideros del fondo de las piscinas no deberían generar ningún problema. Sin embargo, sí que es cierto que se han producido accidentes, y algunos de ellos muy graves, por el conocido como ‘efecto vacío’ que se produce cuando un sumidero no tiene tapa y actúa como una ventosa con alguna parte del cuerpo.

Y tras este repaso a los mitos y leyendas sobre piscinas, solo te queda disfrutar con las debidas precauciones del baño, como por ejemplo en alguna de las maravillosas que tienen varios hoteles de Sercotel de Barcelona en su terraza, o en otras como Sercotel Hotel Suites del Mar en Alicante o Sercotel Gran Hotel Luna de Granada.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *